Menu
A+ A A-

¿Por qué ocultan que consumen esteroides?

  • Escrito por Platón

Distintos profesionales del culturismo, el fitness o el cine niegan obstinadamente el empleo de fármacos y declaran que su único mérito es el trabajo duro, la alimentación y el entrenamiento. En este artículo analizamos las causas de tal falacia y los intereses que protege.

68

Aclarar que ante todo defendemos la libertad individual, la responsabilidad y la inteligencia. El artículo no pretende formular un juicio moral, de la piel hacia adentro mandamos cada uno de nosotros. Lo que se critica es la hipocresía y la conspiración de silencio del que muchos individuos, empresas y países son cómplices, y que genera todo tipo de malentendidos y frustraciones entre el público poco informado siempre dispuesto a creer en lo maravilloso.

Culturistas y deportistas profesionales

Los culturistas profesionales niegan el uso o la dependencia de los esteroides. La mayoría de profesionales de la IFBB nunca reconocerá que ha empleado fármacos para obtener su desarrollo. Incluso Ronnie Coleman, 8 veces Mr. Olympia, ha negado el uso de substancias anabólicas.

Obviamente todos los culturistas profesionales de la IFBB emplean substancias controladas para obtener los físicos que plasman en el escenario del Mr. Olympia.

Sin embargo, la meca del culturismo son los USA donde el empleo de esteroides se encuentra fuertemente controlado y la mera posesión sin razones médicas para hacerlo puede conllevar una sentencia de prisión. En consecuencia, admitir públicamente o en TV el empleo de esteroides sería como admitir que se ha robado en una tienda o en un banco, un movimiento no muy inteligente.

La mayoría de culturistas profesionales no ganan tanto dinero como se pudiera pensar y necesitan trabajos normales para obtener ingresos para mantener a sus familias y costearse la comida y los fármacos.

Ronnie Coleman trabajó además como policía durante gran parte de su carrera, por lo que tenía sobrados motivos para ocultar su afecto por los esteroides pese a que son empleados por muchos oficiales de policía y por distintas organizaciones militares. Pero decirlo en público sería un escándalo.

69

Otro problema que puede suceder tras la confesión es la pérdida de un patrocinador. Las compañías de suplementos deportivos son la principal fuente de ingresos de muchos culturistas.

Si un culturista admite que consume esteroides ya no podrá ser empleado como reclamo para el público general, que se preocupa por los efectos secundarios asociados al consumo de fármacos.

Al considerar todo esto, es fácil entender que Ronnie Coleman y otros famosos culturistas profesionales no obtendrían beneficio alguno por declarar públicamente su empleo o adicción a los fármacos. Únicamente les supondría pérdidas.

Lo primero que sucede cuando un deportista se sincera respecto al uso de esteroides es un inmediato rechazo del público general. Cuando Lance Armstrong confesó el uso de substancias la primera reacción del público fue reducir la magnitud de sus logros y galardones. Fue percibido como un tramposo que no merece sus medallas.

Por supuesto que esto no es correcto, dado que prácticamente todos los competidores principales para dichos títulos empleaban las mismas substancias que Armstrong. En otras palabras, el miedo a perder fama y gloria es otro escollo importante, y muchos de los líderes deportivos son narcisistas que no desean perderlos. Desean ser venerados y entienden que, al minuto de confesar, la ignorante población general los crucificaría.

Powerlifters y deportistas de la fuerza

Cada vez más adeptos al fitness tratan de entrenar como powerlifters para hacerse más grandes y fuertes. Famosos autores como Mark Rippetoe y Pavel Tsatsouline han popularizado el entrenamiento pesado entre los jóvenes, pero también han difundido muchos malentendidos, porque de nuevo, decidieron ser políticamente correctos y obviar el empleo de fármacos.

Los gurús del entrenamiento consideran a menudo que los métodos culturistas implican el consumo de esteroides y por lo tanto son inferiores para los culturistas naturales. Aunque esto es verdad en algunos casos, los mismos individuos promocionan las rutinas de powerlifters profesionales como Boris Sheiko, Marty Gallagher, Kirk Karwoski, Ed Coan y muchos otros.

Todos los anteriores consumieron esteroides durante sus carreras competitivas, pero siguen siendo portada de muchos libros famosos que se venden a los ignorantes novatos. No resulta infrecuente que un libro emplee a powerlifters profesionales como ejemplo de como uno debería entrenar, evitando al mismo tiempo el asunto de los fármacos.

Por ello, una gran cantidad de jóvenes obtienen la impresión de que el powerlifting y el levantamiento pesado producen asombrosas ganancias sin la ayuda de esteroides anabólicos u otras substancias enaltecedoras. Nada puede estar más lejos de la realidad, toda vez que el empleo de fármacos entre los powerlifters es tan común como lo es en el culturismo. El número de levantadores de élite que no emplean fármacos es cero.

70

Si los fármacos son el corazón de algún deporte, lo son del culturismo, el powerlifting y el levantamiento de pesas. Al suprimir estas substancias, los récords y las ganancias musculares se reducirían entre un 20 y un 50%.

Existen ejemplos de powerlifters como Matt Kroczaleski que se pasaron al culturismo con éxito. En su apogeo la leyenda del levantamiento de pesas Kirk Karwoski poseía los atributos físicos de un culturista profesional (127kg de peso, 8% de grasa, 53cm de brazo) y todo ello en solamente 1,73m de altura. Un estado físico similar al de los culturistas durante su fase de preparación para concurso. Da que pensar.

Pese a todo existe una nueva generación de entusiastas del entrenamiento pesado que creen que entrenando de esa forma superarán las limitaciones que tiene un culturista natural.

La moda actual es creer que ejercicios pesados como las sentadillas y el peso muerto incrementan la producción de testosterona corporal, pero aunque esto fuera de verdad tendría escaso o nulo reflejo en los resultados. Entrenar pesado puede ser muy difícil, pero que algo sea difícil no significa que sea más efectivo.

Otro engaño que da esperanzas a la gente son los artículos sobre los power-builders, individuos que compiten tanto en culturismo como en powerlifting, o al menos que emplean los principios del powerlifting y los tres básicos (sentadilla, peso muerto, press de banca) como núcleo de sus rutinas. Uno de los culpables de este engaño es Michael O’Hearn que afirma ser natural a la vez que es más grande que los profesionales IFBB de los 70 y 80. Imposible.

El flujo de dinero en estos deportes siempre se ha basado en “descubrir” nuevos y “revolucionarios” métodos de entrenamiento, que proporcionen más beneficios y ventas.

El popular powerlifter y entrenador Louie Simmons del Westside Barbell ha declarado en numerosas entrevistas que ha consumido esteroides durante varias décadas y que es la única forma de ser tan fuerte como es posible. Prácticamente todos sus discípulos están empleando substancias que mejoran el rendimiento para romper récords.

Levantadores olímpicos

Los levantadores olímpicos emplean los esteroides tanto como los powerlifters, aunque no en la misma cantidad que en el culturismo. El levantamiento olímpico depende de la fuerza, y los esteroides ayudan con eso.

Es preciso comprender que la política juega un papel extremadamente importante en decidir quién está “limpio” y quién no. También existe una gran diferencia entre pasar un control anti-doping y no ser usuario de fármacos. Hombres embutidos en caros trajes deciden la suerte de los levantadores. Las medallas se dividen de acuerdo a las preferencias y necesidades políticas. Muchos de los grandes campeones del levantamiento olímpico no pasaron un solo control gracias a su protección política, mientras que otros que empleaban exactamente los mismos elixires fueron cazados y destruidos.

71

Como deportista natural solo puedes levantar un peso determinado, con independencia de los métodos de entrenamiento y los suplementos empleados. Sin embargo, al añadir esteroides a la ecuación el umbral aumenta y el levantador rinde mejor y parece más musculoso. De esta forma el público se entusiasma y existe una ilusión de progreso. Si todos los levantadores fueran naturales, los récords permanecerían iguales durante muchas décadas.

Si una nación empleara esteroides y la otra no, existirían más campeones en la nación dopada. Por ello para ser competitivo hay que usar esteroides de alguna clase. Todos los deportistas de élite entrenan muy duro, pero necesitan usar esteroides.

Culturistas “naturales” famosos

A pesar del hecho de que el culturismo natural es por definición el que prescinde del uso de esteroides y otros fármacos, existen muchos competidores que dependen de substancias controladas para destacar en la competición y obtener los asombrosos físicos que ves en las revistas y los escenarios.

Solo porque alguien se presente como culturista natural no significa que sea cierto. Como en cualquier industria existen muchas mentiras, y el fan promedio no es capaz de sospechar ni remotamente lo que realmente está sucediendo tras la cortina, donde se reparte el dinero y se elaboran las estrategias publicitarias.

El público general solo reconoce como culturistas a los gigantes que compiten en grandes eventos como el Mr. Olympia, el Arnold Classic, etc. Cuando piensa en culturismo asocia la palabra con individuos extremadamente musculosos que apenas caben en el coche. Por ello, cuando ven a un culturista mucho más pequeño que se declara “natural” la mayoría le creen, porque su tamaño es relativamente reducido comparado con los culturistas famosos.

Pero que no te engañe el tamaño muscular, todo depende de la cantidad de esteroides que consumen. El culturismo, como el boxeo, tiene diferentes categorías de peso. Hay competidores que pesan solamente 60kg pero han empleado un gran abanico de substancias para obtener el llamado “look Photoshop”.

72

En honor a la verdad, la mayoría de culturistas y modelos fitness naturales como: Skip La Cour, Layne Norton, Lazar Angelov, Matt Ogus, Mischa Janiec, Alon Gabbay, Jeff Seid, Michael O’Hearn y muchos otros, emplean anabolizantes y otros fármacos para alcanzar el estado de forma que exhiben en revistas, películas y concursos.

Algunos de los culturistas naturales que contemplamos en la actualidad son más grandes que culturistas IFBB profesionales de los años 80 cuyo uso de esteroides y de la hormona de crecimiento es bien sabido y reconocido por ellos mismos.

Aunque la industria quiera hacerte creer otra cosa, la evolución del culturismo natural no se debe a las mejoras en entrenamiento y nutrición, porque el tamaño y calidad muscular depende sobre todo de las hormonas presentes en tu cuerpo. Levantar pesas y seguir dietas ricas en proteína tiene unos beneficios limitados.

Puedes entrenar cuanto quieras, nunca serás tan grande como individuos que tienen 100 veces más testosterona que tú.

Los culturistas “naturales” famosos están lejos de ser el paradigma de salud y la aguja no les resulta desconocida. Es necesario comprender que la industria mueve miles de millones y no hay reglas, todo vale.

En general el público está al tanto de que los grandes culturistas usan esteroides. Los fans tienen miedo de los efectos secundarios causados por los fármacos y además consideran los físicos de los culturistas profesionales poco atractivos y monstruosamente grandes. Es por ello que muestran más interés por el culturismo natural, que se presenta como una alternativa segura y moralmente aceptable.

Las empresas del sector son astutas, y extraen conclusiones: más gente interesada en el culturismo natural, más dinero en ventas. Pero como los auténticos culturistas naturales no lucen muy impresionantes, otros individuos deben ser usados para promocionar los productos. Este es el papel actual de los culturistas naturales: ser vallas publicitarias.

Actores de Hollywood

Muchos de los actores de Hollywood deben interpretar papeles de acción tipo “macho”. Esto comenzó con Rambo y ha seguido desde entonces, requiriéndose que los actores estén musculosos y definidos. La necesidad de ingresos y de fama suele hacer el resto.

El uso de esteroides resulta obvio durante muchas de las transformaciones presentadas al público. Actores como Dwayne Johnson, Mark Wahlberg, Chris Hemsworth, Sylvester Stallone, Christian Bale, etc. han tenido transformaciones físicas altamente sospechosas que hacían dudar a sus fans. Muchas veces esas transformaciones suceden en unos pocos meses, lo cual es todavía más sospechoso.

Además los actores tienen recursos para obtener esteroides de calidad administrados bajo la supervisión de doctores con experiencia, lo que hace que su consumo sea menos peligroso y más aceptable.

Traducido y adaptado para Fisiomorfosis.com por José E. “Platón”
Fuente


Publicado: 11 meses 5 días antes por Savannah #250328
Avatar de Savannah
Contenido oculto para usuarios invitados. Por favor, inicie su sesión para poder verlo.
Publicado: 1 año 1 mes antes por planet #246381
Avatar de planet
yo llevo tres años entrenando especificamente fuerza
Publicado: 1 año 1 mes antes por JPOVEDA #246380
Avatar de JPOVEDA
Yo creo que todos estos hilos se pueden resumir en eso último que comenta Javi.
Creo que nos debería importar bien poco lo que chasquen o no chasquen los demás, siempre y cuando no nos afecte a nosotros mismos o a otras personas ajenas a nosotros, aprovechando la inocencia e ilusión para sacarles la pasta o peor aún, jugar con su salud.
Como curiosidad, hace unos días estuve viendo los comentarios del canal este de "la verdad sobre el fitness" y no paraba de ver preguntas estilo "haz un vídeo de Matt Ogus, haz un vídeo de naturales que hayan llegado a su máximo, ¿es Jeff Seid natural?".

Y yo al ver esas preguntas, posiblemente de ectomorfos desesperados en conseguir unos cuantos kg de masa magra, me preguntaba a mi mismo: ¿Esta gente realmente disfruta entrenando? Esta gente ve el entrenamiento (tanto de fuerza como de hipertrofia) algo duradero que le acompañará a lo largo de su vida o simplemente será algo pasajero?.
Sinceramente, me entristece bastante ver a gente que parece casi que haga las cosas de manera frustrada y obligada, para quizás no llegar ni a la mitad que sus ídolos.

Creo que al final, para el usuario medio de gimnasio que se lo tome realmente en serio, lo importante es ser duradero y disfrutar lo que se hace, sin pensar en donde está nuestro límite.
Publicado: 1 año 1 mes antes por Javirex #246375
Avatar de Javirex
Yo es que no entiendo una cosa sobre lo de que cada vez más gente entrena los básicos en los gimnasios... ¿qué pasa que antes no se hacían press banca, sentadillas, press vertical y muertos? Porque yo llevo desde los 18 años viéndolos y haciéndolos en cualquier rutina seria, incluso para hipertrofia, y tengo 41 tacos. Esos ejercicios se han hecho toda la santa vida por parte de cualquiera que haya entrenado EN SERIO y sin caer en todo lo que comenta YayanRuhia, por eso se llaman básicos y no es algo que haya llevado a los gimnasios un foro o dos, el youtube o lo que sea.
¿Ahora se está metiendo periodicidad? ¿Ahora se está metiendo el principio de progresión de cargas (que se insiste en olvidar porque bajo volumen = fuerza por cojones, sí o sí, por huevos no se crece entrenando a bajas repeticiones, sólo se gana fuerza...) a base de 5x5, 4x6 y demás para progresar en los pesos a mover aun cuan el objetivo se la hipertrofia? ¿ahora se periodiza? ¿Ahora? ¿Antes no?
No entiendo nada. Todo eso es más viejo que el hilo negro. Y había chasca entonces y hay chasca ahora. Lo que hay más ahora que antes es la oportunidad de meterle a miles de persona la papa de pesos ficticios, de naturales que no lo son y demás porque existe internet (y de lo contrario, ojo)
Y más facilidad en el pillar chasca, y más proliferación por el auge de las redes sociales, que muestran progresos de gente que antes no. Antes había revistas de pros y punto. Ahora cualquiera puede ver que cualquiera puede tener un cuerpazo, no hace falta ser un pro, ni un modelo, ni un actor.

Y aun así, ¿qué? ¿qué nos importa a los demás lo que cada uno haga con su vida? ¿cuánta gente quiere resultados rápidos? ¿cuánta, harta de no progresar, se enchufa? ¿cuánta gente veterana y estancada, se enchufa para dar un salto? ¿Y qué sería del culturismo profesional sin chasca? Pero si el 98% de los ídolos de este mundillo y a cuyos cuerpos aspiran tantísima gente están enchufados... Si la peña se gasta una pasta en el sucedaneo de la chasca (los suplementos) más que nada por el miedo de no enchufarse... Quemagrasas que no valen para nada en vez de winny, ECA que es más leve, yohimbina... Ganadores de peso, prohormonales... ¿Pa que son y por qué?

La verdad es que se me escapan muchas cosas de este debate...
Publicado: 1 año 1 mes antes por Miguel #246370
Avatar de Miguel
Fuertaco eran los de antes xD:




Developed in conjunction with Ext-Joom.com